Se anuncian cambios para fortalecer a la juventud

    Imagen

    Se enfatiza el rol principal del obispo, se descontinúan las presidencias de Hombres Jóvenes de barrio y se anuncian cambios en el lema y en las clases de las Mujeres Jóvenes.


    Los líderes de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días han anunciado cambios en los cuórums del Sacerdocio Aarónico y en las clases de Mujeres Jóvenes que les permiten a los hombres y mujeres jóvenes tener más oportunidades para un crecimiento integral. El Sacerdocio Aarónico es el menor de los dos niveles del sacerdocio en la Iglesia y se les confiere a los hombres fieles de los Santos de los Últimos Días desde el principio del año en el que cumplen 12 años.

    “Los ajustes que ahora anunciamos tienen el propósito de ayudar a los hombres y mujeres jóvenes a desarrollar su sagrado potencial personal”, dijo el presidente Russell M. Nelson en la sesión del sábado por la tarde de la Conferencia General Semestral 189 de la Iglesia. “Asimismo, queremos fortalecer a los cuórums del Sacerdocio Aarónico y las clases de Mujeres Jóvenes, y proporcionar apoyo a los obispos y otros líderes adultos a medida que prestan servicio a la nueva generación. … [La] primera y fundamental responsabilidad [del obispo] es la de cuidar de los hombres y mujeres jóvenes del barrio. El obispo y sus consejeros dirigen la obra de los cuórums del Sacerdocio Aarónico y las clases de las Mujeres Jóvenes del barrio”.

    Cambios para obispos, hombres jóvenes y cuórums del Sacerdocio Aarónico

    En la sesión del sábado por la tarde, el élder Quentin L. Cook del Cuórum de los Doce Apóstoles detalló lo que cambiará en los cuórums del Sacerdocio Aarónico. Asimismo, anunció un cambio para que los obispos deliberen regularmente en consejo con las presidentas de Mujeres Jóvenes.

    Los obispos locales deben guiar y ser mentores de los jóvenes; se descontinúan las presidencias de Hombres Jóvenes de barrio

    Las presidencias de Hombres Jóvenes (hombres adultos que son líderes de los hombres jóvenes) a nivel del barrio quedan descontinuados para que los obispos locales puedan guiar y ser mentores más directos de los jóvenes. Élder Cook dijo que esto se alinea con una escritura relacionada con la forma de gobernar la Iglesia que se dio a José Smith en 1835: “El obispado es la presidencia de este sacerdocio [Aarónico], y posee las llaves o autoridad de este” (Doctrina y Convenios 107:15). Esto significa, dijo el élder Cook, que los hombres y mujeres jóvenes deben ser la más alta prioridad del obispo.

    Imagen

    “Estos ajustes ayudarán a los obispos y los consejeros a concentrarse en sus responsabilidades primordiales para con los jóvenes y los niños de la Primaria”, dijo el élder Cook. “[Estos ajustes también] colocarán el poder y los deberes del Sacerdocio Aarónico en el centro de la vida personal y las metas de todo hombre joven”.

    En sus responsabilidades con los jóvenes, se llamarán a asesores y especialistas de los cuórums del Sacerdocio Aarónico y a líderes de Mujeres Jóvenes.

    Las presidentas de Mujeres Jóvenes ahora rendirán informe y deliberarán en consejo directamente con un obispo

    El élder Cook también anunció que las presidentas de las Mujeres Jóvenes ahora tienen una línea directa al obispo.

    “Las presidentas de las Mujeres Jóvenes ahora rendirán informe al obispo del barrio y deliberarán en consejo directamente con él”, dijo. “En el pasado, esa tarea se podía delegar a un consejero, pero de ahora en adelante, las mujeres jóvenes serán responsabilidad directa de la persona que posee las llaves para presidir en el barrio”.

    La presidenta de la Sociedad de Socorro (una líder de todas las mujeres adultas) del barrio continuará rindiendo informe directamente al obispo.

    Adicionalmente, las presidentas de Mujeres Jóvenes pueden tener un mayor papel al aconsejar a las mujeres jóvenes. “Una líder de las Mujeres Jóvenes puede satisfacer mejor las necesidades de una joven en particular”, explicó el élder Cook.

    El élder Cook dijo que a nivel general y de estaca, según el gobierno de la Iglesia, las presidencias de Hombres Jóvenes continuarán. A nivel de estaca, un miembro del sumo consejo será el presidente de los Hombres Jóvenes. Otro miembro del sumo consejo de estaca servirá como presidente de la Escuela Dominical de estaca.

    Imagen

    Otros cambios organizacionales importantes

    El élder Cook también mencionó cambios adicionales que se incluirán en una próxima carta a los líderes de la iglesia a nivel mundial:

    • “La reunión de comité del obispado para la juventud se reemplazará con el consejo de barrio para la juventud”.
    • Se retirará la palabra “Mutual” y se convertirá en “actividades para las Mujeres Jóvenes”, “actividades de cuórum del Sacerdocio Aarónico” o “actividades de los jóvenes.” Estas actividades “se llevarán a cabo semanalmente, donde sea posible”.
    • “El presupuesto del barrio para actividades de jóvenes se dividirá equitativamente entre los hombres y las mujeres jóvenes, según el número de jóvenes en cada organización. Se proporcionará una cantidad suficiente para las actividades de la Primaria”.
    • “En los niveles —barrio, estaca y general— utilizaremos el término ‘organización’, en lugar del término ‘auxiliar’. Las personas que dirigen las organizaciones generales de la Sociedad de Socorro, las Mujeres Jóvenes, los Hombres Jóvenes, la Primaria y la Escuela Dominical se conocerán como ‘Oficiales Generales’. Quienes dirijan las organizaciones a nivel de barrio y estaca se conocerán como ‘oficiales de barrio’ y ‘oficiales de estaca’”.

    Las congregaciones alrededor del mundo pueden implementar estos cambios tan pronto como estén listos, pero debe estar en funcionamiento a partir del 1 de enero de 2020.

    “Esos esfuerzos, juntos con los que se anunciaron durante los últimos dos años, no son cambios aislados”, dijo el élder Cook. “Cada ajuste es parte integral de un patrón entrelazado para bendecir a los santos y prepararlos para comparecer ante Dios”.

    El élder Ronald A. Rasband del Cuórum de los Doce Apóstoles, el último discursante de la sesión del sábado por la tarde, agradeció a los Boy Scouts de América y a los Santos de los Últimos Días que han servido como voluntarios para apoyarlos. Iniciando el 1 de enero de 2020, la Iglesia implementará un nuevo programa para los hombres y mujeres jóvenes de todo el mundo.  

    “Nuestra relación con los Boy Scouts of América, que ahora concluye, siempre será un importante legado para mí y para la Iglesia”, dijo el élder Rasband. “A la organización de escultismo, a las multitudes de hombres y mujeres que han servido con diligencia como líderes scout, a las mamás —quienes merecen verdaderos elogios— y a los jovencitos que han participado en el programa de escultismo, les digo: ‘Gracias’”.

    Imagen

    Cambios para las clases de las Mujeres Jóvenes

    Durante la sesión del sábado por la noche, la Presidenta General de las Mujeres Jóvenes, hermana Bonnie H. Cordon, anunció el nuevo lema de las Mujeres Jóvenes y cambios a la organización de las clases de las Mujeres Jóvenes y los nombres de éstas. También enfatizó la importancia de que cada clase de las Mujeres Jóvenes tenga una presidencia para dar oportunidades de liderazgo a las mujeres jóvenes.

    Nuevo lema de las Mujeres Jóvenes

    El nuevo lema de las Mujeres Jóvenes aparece completo a continuación:

    “Soy una hija amada de Padres Celestiales, con una naturaleza divina y un destino eterno.

    “Como discípula de Jesucristo, me esfuerzo por llegar a ser semejante a Él. Busco revelación personal y actúo de conformidad con ella y ministro a otras personas en Su santo nombre.

    “Seré testigo de Dios en todo momento, en todas las cosas y en todo lugar.

    “A medida que me esfuerzo por ser merecedora de la exaltación, valoro el don del arrepentimiento y procuro mejorar cada día.

    “Con fe, fortaleceré mi hogar y mi familia, haré y guardaré convenios sagrados y recibiré las ordenanzas y las bendiciones del santo templo”.

    “Noten el cambio de ‘nosotras’ a ‘yo,’” dijo la hermana Cordon. “Estas verdades se aplican a ustedes de manera individual. Tú eres una hija amada de Padres Celestiales. Tú eres una discípula de nuestro salvador Jesucristo bajo convenio. Te invito a estudiar y meditar estas palabras. Sé que al hacerlo, obtendrás un testimonio de su veracidad. Entender esas verdades cambiará la manera en la que afrontes los desafíos. Conocer tu identidad y tu propósito te ayudará a ajustar tu voluntad con la del Salvador”.

    Cambios en las clases de Mujeres Jóvenes

    Por más de un siglo, el programa de las Mujeres Jóvenes de la Iglesia se ha dividido en tres clases. En adelante, dijo la hermana Cordon, las líderes de Mujeres Jóvenes y sus obispos deben considerar en oración las necesidades de las mujeres jóvenes de su barrio y organizarlas por edad de acuerdo con la cantidad y necesidades de su grupo en particular.

    Imagen

    Por ejemplo, un barrio que tiene pocas mujeres jóvenes podría tener únicamente una clase de mujeres jóvenes reuniéndose todas juntas. O un barrio con un gran número de jóvenes de 12 años y un pequeño número de mujeres jóvenes mayores puede dividirse en dos clases― una para las de 12 años y otra para aquellas que son mayores.

    “Más allá de cómo estén organizadas sus clases, ustedes, jovencitas, son cruciales para edificar la unidad”, dijo la hermana Cordon. “Sean una luz para quienes las rodeen. Sean la fuente de amor y cuidado que esperan recibir de otras personas. Con una oración en el corazón, continúen tendiendo la mano a los demás y siendo una fuerza de bien. Al hacerlo, su vida estará colmada de bondad; tendrán mejores sentimientos hacia los demás y a su vez comenzarán a ver la bondad de ellos”.

    Nuevo nombre de la clase de Mujeres Jóvenes

    La hermana Cordon dijo que se llamará a todas las clases “Mujeres Jóvenes” y, cuando sea necesario, se diferenciarán por las edades de las que asistan a la clase (“Mujeres Jóvenes de 12 a 13 años” por ejemplo). Los nombres Abejitas, Damitas y Laureles quedan descontinuados.

    Presidencias de clase de Mujeres Jóvenes fortalecidas

    La hermana Cordon le recordó a las mujeres jóvenes y a sus líderes la importancia de que cada clase tenga una presidencia para liderar la clase. “A las jóvenes se las llama a liderar en su juventud por designio divino”, dijo.

    Al igual que con los hombres jóvenes y sus líderes, las líderes de las Mujeres Jóvenes deben ser mentoras de las mujeres jóvenes— pero nunca hacer el trabajo por ellas.

    “Sin importar el nivel de experiencia en liderazgo que tiene la presidencia de clase, empiecen desde donde estén, y ayúdenlas a cultivar las habilidades y la confianza que las bendecirán como líderes”, dijo ella. “Permanezcan cerca de ellas, pero no asuman el control. El Espíritu las guiará a ustedes al guiarlas a ellas”.

    Imagen

    La Primera Presidencia respalda estos cambios

    “La Primera Presidencia y los Doce respaldan unánimemente esos esfuerzos para fortalecer a nuestros jóvenes”, dijo el presidente Nelson durante la sesión del sábado por la tarde. “¡Oh, ¡cuánto les amamos y oramos por ellos! Son la ‘juventud de la promesa, esperanza de Sión’.  Expresamos nuestra confianza plena en nuestros jóvenes y nuestra gratitud por ellos”.

    Las congregaciones alrededor del mundo pueden implementar estos cambios tan pronto como estén listos, pero deben estar en funcionamiento a partir del 1 de enero de 2020.

    Más información: